El Mercado agroecológico del Aljarafe confirma el interés en la producción y consumo de productos ecológicos en Sevilla

0

Celebrado el pasado día 27 de Abril en el Parque Municipal Concejala Dolores Camino de Gines y organizado por el Grupo de Consumo Ecológico “La Regüerta”, la Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos (COAG-Sevilla), y el Ayuntamiento de Gines.
28/04/2013. Asociación Al-Gea

En su consolidación como referente de la comarca del Aljarafe el mercado acogió un nutrido grupo de muestras de productos agroecológicos y experiencias alternativas provenientes de Sanlucar la Mayor, Mairena del Aljarafe, Cazalla de la Sierra, Almensilla, Puebla del Río, Gines, Castilblanco de los Arroyos, Lebrija, Tomares, Aracena, Bormujos y Marchena.

Para la jornada se dispuso de varios puestos de información, exhibición y venta de productos ecológicos procedentes de diferentes fincas y cooperativas de la provincia de Sevilla, que acercaron a los asistentes desde verduras y hortalizas hasta quesos, frutas o aceites, pasando por vinos o productos elaborados de manera ecológica.

Entre las experiencias alternativas hubo rincones informativos de la Unión de Agricultores y Ganaderos de Sevilla (COAG), Asociación Ecovalia, Moneda Jara-Red de trueque, ADTA, Red Sevilla Ecoartesana y Los Seises.

Así el programa de la jornada comenzó con un taller de la mano de Pablo José González sobre las posibilidades de los huertos en macetas y contenedores, o macetohuertos, como comúnmente se les conoce, fenómeno que es ya bien patente, existiendo innumerables iniciativas al respecto.

Por otro lado las mesas redondas estuvieron formadas por la participación de la Asociación ADTA con la sesión titulada “Patrimonio cultural y ambiental y la transformación de nuestro territorio” y una mesa redonda sobre “Huertos ecológicos de iniciativa Social” entre las que se pudo disfrutar de la exposición de las prácticas llevadas a cabo en el Parque de Miraflores, San Jerónimo y las recientes de Polígono Sur en el Parque Guadaíra, todas ellas en Sevilla.

Como dato importante de las mesas se pudo sacar que revisando los ciclos de crisis en nuestra historia contemporánea se da la coincidencia de un mayor auge de los huertos sociales entre los que se encuentran los de autoconsumo tras aquellos periodos de entreguerras o tras el crack del 29.

La presente crisis económica, tras la burbuja inmobiliaria que ha parado el sector de la construcción, presenta la oportunidad de regular la adquisión de aquellos terrenos baldíos que se han queda fuera del proceso urbanizador, pudiendo la administración hacer mucho por la economía en la creación de bancos de tierras en sintonía a los que funcionan en otras comunidades, también las ya existentes figuras de custodias del territorio en torno a los espacios naturales protegidos, o las fórmulas de cesión de usos, y la regulación sobre huertos en ámbitos urbanos mediante ordenanzas locales.

Respecto a los Bancos de tierras ya existen en comunidades como Galicia, Aragón y Asturias. En Andalucía no existe y apenas daría empleo al 0,8% de los parados (Pérez Navarro, C. 2013). A pesar de todo, ése es el camino. Y debemos exigir infinitamente más porque tenemos competencias para ello. Podemos hacer un repaso por la normativa que regula en otras comunidades su objeto y requisitos de forma que pueda comparase como avance para servir de guía en Andalucía junto a otras normas ya existentes que puede contribuir a la consolidación del sector de agricultura ecológica en nuestra comunidad autónoma:
Figura_01:tabla elaboración propia a partir de la normativa gallega.
Figura_02: tabla elaboración propia a partir de normativa asturiana.
Figura_03: tabla elaboración propia a partir de normativa aragonesa.
Figura_04: tabla elaboración propia a partir de normativa estatal. 

En el caso de la custodia del territorio esta se define como un conjunto de estrategias e instrumentos que pretenden implicar a los propietarios y usuarios del territorio en la conservación y el buen uso de los valores y los recursos naturales, culturales y paisajísticos. Para conseguirlo, promueve acuerdos y mecanismos de colaboración continua entre propietarios, entidades de custodia y otros agentes públicos y privados (Basora Roca, X. y Sabaté i Rotés, X. 2006).

Un acuerdo de custodia es un procedimiento voluntario entre un propietario y una entidad de custodia para pactar el modo de conservar y gestionar un territorio. El pacto puede ser verbal o escrito (Basora Roca, X. y Sabaté i Rotés, X. 2006).

Las entidades de custodia son organizaciones públicas o privadas sin ánimo de lucro que participan activamente en la conservación del territorio mediante las técnicas de custodia del territorio. Pueden actuar de entidad de custodia organizaciones tan diversas como una asociación de vecinos, una organización conservacionista, una fundación, un ayuntamiento, un consorcio y otro tipo de ente público (Basora Roca, X. y Sabaté i Rotés, X. 2006).

Tras la lectura de las normativas podemos decir que la existencia de bancos de tierras en estas comunidades sirve como ejemplo a imitar siendo un motor de dinamización socioeconómico.

Además ya existe en Andalucía la Ley 1/2011, de 17 de febrero  de Reordenación del Sector Público en Andalucía que en su Capítulo III establece medidas para proceder a la dinamización del patrimonio agrario de Andalucía. Entre otras, contempla la puesta en valor de aquellos bienes del antiguo IARA que se encuentran vacantes actualmente o que, como consecuencia de la aplicación de las medidas contempladas en esta Ley, puedan estarlo en un futuro.

Por otra parte en Andalucía próximamente se prevé con la creación del Banco de Tierras, el fomento de la agricultura y ganadería de producción ecológica, la comarcalización agraria, el desarrollo de agricultura urbana y la creación de un instrumento de financiación propio no sometido al interés especulativo de los bancos, el llamado Banco de Crédito Agrícola” en Andalucía, según las intenciones del actual gobierno regional.

La creación de un banco de tierras resucita la histórica reivindicación de una reforma agraria, reforma cuyo punto fuerte debiera ser el reparto de la tierra. La eliminación del Instituto Andaluz de Reforma Agraria (Iara) en Julio de 2010 por parte del anterior ejecutivo cerró las puertas a cualquier cambio en el obsoleto régimen cuasi feudal y abrió un plazo de un año para que se optase a la compra de tierras propiedad de la Junta, 19.851 hectáreas por las cuales el gobierno andaluz pretendía ingresar 75 millones de euros. Finalmente sólo se ingresaron 10,6 millones de los previstos, quedando abandonadas la mayor parte de estas tierras.



 



0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

 
Design by ThemeShift | Developed by DWeb Sevilla | Bloggerized by Lasantha - Free Blogger Templates | Best Web Hosting